AVISO IMPORTANTE: Debido a la pandemia de COVID-19 y las fronteras cerradas, hay un gran retraso en la entrega de correo aéreo regular y EMS. Elija DHL/TNT/UPS, si es importante que reciba el documento a tiempo.

Viajes por carretera en verano: una “carretera caliente”
Enero 22, 2018

Viajes por carretera en verano: una “carretera caliente”

Cuando el clima es cálido, el riesgo de un accidente vehicular es cada vez mayor   

Sol y verano. El calor desafía a ambos, el conductor y su automóvil. En verano, especialmente en las horas del mediodía, conducir se hace difícil. Cuando la temperatura es superior a 28ºС, se reduce el rendimiento, el conductor empieza a sentir sueño, su estado de alerta y el tiempo de reacción gradualmente disminuye, aparece la diferencia de presión. Cuando la temperatura en la cabina alcanza los 40ºС, el riesgo de un accidente de tráfico aumenta en un tercio. Componentes menores del coche también tienen que operar a plena capacidad. Incluso la adherencia a la carretera empeora. Como resultado, el riesgo de un accidente de tráfico aumenta. Para evitarlos, se recomienda a los conductores que cuiden de su salud y prepararse para un viaje en vehículo por adelantado.  

Consejos para el conductor

Para conducir en verano, use ropa de tela de colores claros. Esto ayudará a que su piel “respire” y también evitará el sobrecalentamiento.

Cuando hace calor, el cuerpo humano se deshidrata rápidamente. No solo se pierde agua sino también sales. En tales casos, puede provocar microespamos en los músculos de las extremidades.

La agudeza mental disminuye. Por lo tanto, debe tomar medidas para retener de alguna manera los líquidos en el cuerpo (dentro de los límites debidos). Puede tomar un vaso de jugo de tomate antes de salir de viaje. Restaura el equilibrio de agua salada. El mismo efecto tiene una ensalada fresca con pepino y tomates. Sin embargo, no recomendamos comer demasiados alimentos grasos y dulces.

Siempre debe tener una botella de agua mineral a mano. Tome varios sorbos cada 10-15 minutos. Sería bueno si también toma una bebida de frutas o té verde. Sin embargo, estas bebidas no deben ser demasiado dulces.

Para ayudar a su cuerpo a sobrellevar el calor, mójese la cara y las manos con agua fría.

Le recomendamos que tenga una toalla en su automóvil, humedézcala periódicamente y luego colóquesela en el cuello. Es mejor que desmayarse detrás del volante.

El calor afecta a los conductores tanto física como psicológicamente. Pueden experimentar cambios de humor, agresividad e irritabilidad.

Sin embargo, los ancianos pueden enfrentar las peores consecuencias. Le recomendamos que evite viajar cuando la temperatura sea superior a 30°C, debido al riesgo de un accidente cardiovascular. Sin embargo, incluso si es joven, en caso de debilidad repentina, dolor de cabeza, sudoración excesiva, náuseas y desmayos o calambres musculares, debe detenerse de inmediato y pedir ayuda a las personas alrededor (llame a la ambulancia), buscar un lugar sombreado y descansar. incluso si es un césped de la ciudad o el borde de un bosque a la orilla de la carretera. Si esto sucede, desabroche los botones superiores, beba mucha agua y viértala en su cuerpo para reducir la temperatura.    

Elegir un espacio de estacionamiento

Cuando tiene que dejar su automóvil en el calor, sus condiciones de operación se vuelven totalmente inaceptables. Primero que todo, los vidrios se calientan. Si enciende inmediatamente el acondicionador de aire, puede causar un cambio rápido de temperatura que hace que el vidrio se vuelva frágil y se rompa fácilmente. Si ya tiene pequeñas grietas o roturas, sucederá incluso antes.

La capa de pintura del exterior del automóvil se desvanece bajo el sol. Si algunas de las partes de su automóvil estaban sucias, el desvanecimiento será desigual y más tarde se notará.

El tablero de plástico en la cabina puede incluso derretirse si la temperatura es superior a 70-80ºС. Puede ocurrir bajo los abrasadores rayos del sol si no tiene una película reflectante o protectores de plástico.

Teniendo en cuenta lo anterior, asegúrese de haber dejado su automóvil en un estacionamiento interior o al menos en algún lugar donde haya algún tipo de alero protector (o sombra). Esto es extremadamente importante para cualquier automóvil, especialmente para aquellos que no tienen aire acondicionado.

Consejos para el vehículo

Cuando el clima es cálido, revise los indicadores del termómetro. Si mientras conduce la flecha de su termómetro alcanza la zona roja, apague el aire acondicionado. Si no tiene aire acondicionado, el vehículo necesita tiempo para enfriarse con el motor apagado. Busquee un lugar fresco y sombreado y estacione su auto allí.

La zona roja en el sensor de temperatura es un aviso de peligro: el motor puede sobrecalentarse en cualquier momento o puede comenzar a salir líquido del motor hacia la carretera. Así es como se derrama el anticongelante. Espere a que el auto se enfríe y agregue un nuevo anticongelante o agua corriente. Solo después de eso, puede continuar con el viaje.

El mayor problema de viajar en verano es el sobrecalentamiento del motor debido a fallas en el sistema de enfriamiento. Estos son:

– fuga de refrigerante;

– falla de la bomba y el termostato;

– ventilador en mal estado, etc.

También hay varios factores que reducen la efectividad del sistema de enfriamiento y aumentan el riesgo de sobrecalentamiento del vehículo. Estos son los siguientes:

– núcleos del radiador sucios;

– operación de alta carga del motor;

– atascos de tráfico;

– todoterreno.

El funcionamiento del aire acondicionado también puede causar sobrecalentamiento ya que el compresor pone carga adicional en el motor.

Para evitar el sobrecalentamiento en climas cálidos, vigile constantemente el sensor del indicador de temperatura. Antes de la temporada de calor, lleve a cabo una mantención preventiva del sistema de enfriamiento: revise el nivel de anticongelante, agregue más si es necesario o reemplácelo (ya que los líquidos refrigerantes también tienen vida útil), examine los radiadores y limpie la suciedad.

La efectividad de los frenos en verano depende en gran medida de la calidad del líquido de frenos. Si usa su vehículo en verano, la temperatura de ebullición de este fluido debe cumplir con las recomendaciones del fabricante. Tenga en cuenta que con el paso del tiempo, el líquido de frenos comienza a absorber la humedad del aire, por lo tanto, pierde sus propiedades. Es por eso que los expertos recomiendan reemplazarlo por uno nuevo antes de que comience el verano.

Incluso si el líquido de frenos está bien, le recomendamos que evite las frenadas bruscas, ya que las zapatas de frenado se calientan mucho. Cuando su superficie entra en contacto con el disco de freno, no proporciona el efecto necesario. Puede identificar si la zapata de freno se sobrecalienta o no por el cambio en el esfuerzo del pedal de freno: cada vez es más difícil pisar el pedal.

Tenga en cuenta que en la temporada de calor es peligroso mantener encendedores, aerosoles, etc. en el vehículo, ya que pueden explotar.

Cosas en las que debe pensar antes del viaje   

Si la batería de su automóvil ya tiene más de tres años debe reemplazarla, ya que funciona mal bajo temperaturas extremas. Cuanto más tiempo tenga la batería, peor reacciona a temperaturas extremadamente altas y bajas.

Le recomendamos que le pida a un mecánico de automóviles que examine su sistema de enfriamiento si no lo ha revisado durante dos años. Este es un sistema muy importante que ayuda a enfriar el motor y, por lo tanto, garantiza un funcionamiento adecuado del aire acondicionado. Cada año, el sistema de aire acondicionado enfrenta una reducción de la cantidad de refrigerante de un 10%. Es por esto que en tres años la capacidad de enfriamiento puede debilitarse bastante. Por lo tanto, le recomendamos que verifique la funcionalidad de los componentes clave del aire acondicionado. Este control que incluye el llenado de refrigerante le costará unos 100 euros. Sin embargo, si el sistema de enfriamiento se descompone, su reparación o reemplazo podría costarle una fortuna.

Asegúrese de que el radiador del vehículo esté lleno de enfriador nuevo y no solo de agua. Le recomendamos que también lo revise para ver si tiene corrosión.

Revise el estado de los neumáticos. En primer lugar, controle la presión de los neumáticos, especialmente antes de emprender un largo viaje. Si los neumáticos están desgastados y tienen grietas, pueden explotar cuando hace calor. A una velocidad alta, puede resultar en un grave accidente vehicular.

Por lo tanto, viajar durante la temporada cálida puede ser más cómodo si se adhiere a estas recomendaciones. Primero, no se olvide de llevar su IDL. Solicítela con anticipación y siempre téngala a mano.

 

Por favor, escriba su correo electrónico en el siguiente campo y haga clic en "Suscribirse"
Suscribirse y obtener instrucciones detalladas acerca de la obtención y el uso de la Licencia de Conducir Internacional, así como consejos para los conductores en el extranjero